Principios elementales de composición: Claros y oscuros

Todo lo que vemos es a causa de que la luz tiene claros y oscuros. Si fuera todo del mismo tono no distinguiríamos nada. Una buena composición debe atender al equilibrio entre las zonas claras y las oscuras. Importa que, en general, el resultado no sea ni demasiado claro ni demasiado oscuro, a no ser que sea eso lo que pretendamos, pero aún es más importante que las partes claras, o las oscuras, no se confundan entre sí.En fotografía, a la capacidad de fotografiar con nitidez objetos en sombra y objetos a la luz se la llama rango dinámico, y depende mucho de las características técnicas de la cámara. Aún así, y jugando con el rango dinámico de nuestra cámara, podremos componer fotos con más o menos contrastes entre las luces y las sombras. En la naturaleza podemos encontrar altos contrastes en los que el ojo humano es capaz de distinguir detalles en ambas zonas. Estos son fundamentales a la hora de hacer una fotografía en blanco y negro, ya que sin el suficiente contraste quedarán planas; por el contrario, en la fotografía en color, demasiado contraste produce sensaciones irreales.

Técnicamente se llama pantalla a las zonas claras u oscuras que hacen resaltar objetos de distinta intensidad de luz. Un objeto claro destaca más sobre una pantalla oscura que sobre una clara, y viceversa. Jugando con estos conceptos podemos hacer que las partes significativas destaque mucho más que las secundarias.

Cuando todo es del mismo tono, por ejemplo claro, unas pequeñas sombras o líneas de contraste es suficiente para hacer destacar los objetos, pero cuando entran en la composición otros tonos y otros colores esas pequeñas sombras y líneas pierden protagonismo y se hace necesario crear pantallas para que contrasten.

No obstante, tampoco conviene que los contrastes sean demasiado definidos, como si fueran superposiciones de colores y formas puras. En algunas zonas debe haber un degradado, hasta llegar a confundirse el fondo con la forma, para que quede realista.
Índice

  1. Proemio
  2. Introducción
  3. El encuadre
  4. Los elementos elementales
  5. El espacio
  6. El orden
  7. Unidad y variedad
  8. Simetría y asimetría
  9. Figura y fondo
  10. Claros y oscuros
  11. Los esquemas compositivos elementales
  12. El retrato
  13. El paisaje
  14. Edificios
  15. El bodegón
  16. Las decisiones rápidas de la fotografía callejera
  17. De la belleza por que sí
  18. Conclusión
  19. Cómo analizar la composición de una foto

Descargar completo en PDF

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s