GNU para fotógrafos: GIMP

GIMP (GNU Image Manipulation Program) es el programa para manipulación de imágenes por excelencia, es gratuito, está disponible para todos los sistemas operativos y en español.

Pensado, en principio, para usarlo con varios monitores, la interfaz por defecto presenta tres ventanas diferentes, una con la foto con la que se va a trabajar, otra con las herramientas disponibles y otra las capas, la información de la foto y todo el trabajo que se va realizando. No obstante, en las últimas versiones es posible pasar a una interfaz con ventana única, donde está todo integrado. Simplemente activando Ventanas > Ventana única.

Con GIMP se puede hacer todo lo que se hace normalmente en Photoshop, y casi todo se hace de la misma manera o muy similar; tan solo pueden faltar los últimos automatismos de la última versión de Photoshop. Algunas características muy especializadas no se instalan por defecto y es necesario instalar plugins desarrollados aparte. No obstante, serán tratamientos de experto, que la mayoría no utilizarán nunca. Si estás acostumbrado a trabajar con Photoshop no te costará ni media hora pasarte a GIMP.

GIMP no trabaja directamente con archivos RAW es necesario instalar un plugin como UFRaw, que permite abrir los archivos RAW, retocarlos y exportarlos a GIMP para su manipulación final. Otra opción es manipular el RAW con tu programa favorito y guardarlo como JPG para luego terminar tratándolo en GIMP.

Aunque se ha prometido para las próximas versiones GIMP no trabaja en 16 bit, si no en 8 bit, que es suficiente para nuestras necesidades.

GIMP lee y escribe en, prácticamente, todos los formatos: JPG, GIF, PNG, PCX, TIFF, incluidos la mayoría de los PSD (formato de Photoshop), pero su formato nativo es XCF. Además es capaz abrir ficheros en PDF, postcript (ps) e imágenes vectoriales SVG, que se pueden exportar, luego, a otros formatos de imagen. Tras la última versión la opción guardar solo guarda en su formato nativo, para el resto de los formatos la opción a usar se exportar.

Para los usuarios más avanzados GIMP permite automatizar muchos procesos de manera sencilla, mediante macros o secuencias de comandos, con los que es posible hacer plugins, que se pueden poner a disposición de la comunidad GIMP. Existe una amplia comunidad, y gran cantidad de tutoriales y blogs que explican cómo hacer las cosas en GIMP, si es que no se hacen exactamente que en Photoshop. Una sencilla búsqueda en Google dará respuesta a sus dudas.

En definitiva, GIMP es un potente programa de manipulación de imagen, y si ya sabes usar Photoshop podrás pasarte a GIMP con los ojos cerrados, y no tendrás que volver a utilizar ninguna versión pirata ni obsoleta de un programa propietario.

Por cierto, la simpática mascota que representa a GIMP se llama Wilber.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s